Setas Tóxicas

Codigo de Peligrosidad






Muy tóxicas - Mortales

Muy tóxicas, frescas o mal cocidas

Tóxicas

Amanita phalloides

Por su elevada toxicidad y su frecuencia en nuestros bosques, la Amanita phalloides es la seta más peligrosa, causante de la mayoria de intoxicaciones mortales.

Tiene la forma típica de las Amanites, con anillo alrededor del pie y una vulva que envuelve la base. Su color más característico es el verde oliváceo, si bien se pueden encontrar ejemplares amarillentos e incluso, casi blancos. Las láminas son blancas con reflejos verdosos y el pie blanco.

Se puede confundir con algunas "Russula" de color verde, pero estas no tienen ni anillo ni vulva. Tambien con algunas "Psalliota", que tienen anillo, pero no vulva, y con las láminas rosadas.

La vulva puede quedar tapada por la hojarasca y no resultar visible a primera vista. Por esto, en el caso de las Amanites y otras setas que pueden confundirse, deben arrancarse enteras ya que la existencia de vulva y el aspecto de esta son características muy importantes para la correcta identificación de las especies.

Amanita phalloides

Otras dos Amanitas altamente tóxicas, de aspecto similar a la "farinera borda" pero de color blanco, són la Amanita verna, que se presenta en primavera y laAmanita virosa, que es una seta de otoño, pero bastante menos frecuente que la "farinera borda".

El hábitat más frecuente de todas estas Amanitas son los bosques de árboles de hoja ancha.

Los primeros síntomas de intoxicación no se presentan hasta despues de algunas horas de la ingestión de las setas, normalmente unas 8 ó 10 horas. Los primeros síntomas síntomas son de tipo gastrointestinal con diarrea intensa, vómitos continuados y deshidratación. Más adelante se presentan trastornos nerviosos, hepáticos y emperoamiento del estado general.

Cortinarius orellanus, Cortinarius Speciosissimus y otras

Algunas setas del grupo de los cortinaris son muy tóxicas, incluso pueden resultar mortales. Los síntomas de intoxicación no se manifiestan hasta despues de algunos dias de su consumo, normalmente entre dos y quince dias; los más importantes son cansamiento, sed intensa con sequedad de boca y labios, sensación de cremor en la lengua, pèrdida del apetito, mal de cabeza y trastornos renales y hepáticos.

Afortunadamente son poco abundantes y difíciles de confundir con ninguna seta comestible de uso habitual. Crecen en bosques de árboles de hoja caduca o de pinos, según las especies.

Gyromitra gigas, Gyromitra esculenta, Gyromitra infula

Es una seta considerada comestible y muy apreciada en algunas comarcas pirenaicas, pero que consumida fresca o poco cocida es muy tóxica, incluso puede llegar a ser mortal.

Por tanto, solo se debe consumir en pequeñas cantidades, despues de dejarlo secar bien y cocerlas repetidamente tirando el agua de la primera cocción.

La intoxicación no se manifiesta hasta despues de algunas horas, con trastornos digestivos (vòmitos, nàuseas, dolor de estomago), icterícia y trastornos de tipo nervioso.

Gyromitra gigas i Gyromitra esculenta se encuentran bajo los pinos durante la primavera, Gyromitra infula es de otoño.

Amanita muscaria

Es una seta tóxica que provoca intoxicaciones que se manifiestan al cabo de poco rato de su ingestión (normalmente entre 1 i 4 horas) con trastornos digestivos (diarrea, vómitos, sequedad de boca), aceleración del pulso y trastornos de tipo nervioso: delirio, excitación, alucinaciones, confusión mental.

Como indica su nombre, se puede confundir con el "ou de reig". Las principales diferencias son la presencia de berrugas blancas sobre la capucha del "reig bord" y el color de las láminas y del pie, que son blancas en el "reig bord" y amarillosoc en el "ou de reig".

Se presenta en el otoño en bosques ricos en humus, normalmente en lugares más altos y frios que el "ou de reig".

Amanita pantherina

Provoca intoxicaciones parecidas a la del "reig bord", pero más intensas a causa del su contenido más elevado en sustancias tóxicas.

Es una seta de otoño, que se encuentra tanto en bosques de árboles de hoja caduca como en los de pinos.

Se puede confundir con la Amanita rubescens y la Amanita spissa, de aspecto muy parecido. Se puede confundir tambien la Amanita vaginata en el caso de ejemplares viejos, cuando el "pixacà" puede haber perdido el anillo y las berrugas de la capucha y el márgen de éste presenta un aspecto estriado.

Omphalotus olearius

Provoca intoxicaciones graves, pero raramente mortales. Los primeros síntomas se presentan al cabo de poco rato de haber comido las setas y consisten en trastornos gastrointestinales: vómitos, náuseas, diarreas, fuertes dolores de vientre.

Se puede confundir con laHygrophoropsis aurantiaca y, más difícilmente, con laCantharellus cibarius. A diferencia de éstos, que crecen en tierra, vive sobre troncos de oliveras y otros árboles, como encinas y robles, formando flotas numerosas; no crece sobre la madera de pino.

Tricholoma pardinum

Provoca tambien intoxicaciones graves, pero raramente mortales, caracterizadas por trastornos gastrointestinales, con vómitos y diarrea, que se presentan al cabo de poco rato de haber consumido las setas.

Tal y como indica su nombre, se puede confundir con la Tricholoma terreum; esta és más pequeña y es propia de la tierra baja, mientras que el "fredolic metzinós" és más grande y se da en bosques de bastante altitud. El "fredolic" suele tener el pie vacio, mientras que el del "fredolic metzinós" está siempre lleno.

Inocybe fastigiata, Inocybe patouillardi y otras

El grupo de los inocibes incluye diversas setas de tamaño relativamente pequeño, que deben rechazarse ya que algunos son tóxicos, mientras que las que no lo son tienen poco valor culinario y se corre el peligro de confundirlas con las especies tóxicas.

Viven en todo tipo de bosques incluso en los parques y jardines. Los primeros síntomas de intoxicación aparecen bastante rápidamente, a veces, antes incluso de acabar la comida; consisten en una fuerte sudoración, con vómitos y diarrea y trastornos de carácter nervioso.

Clitocybe dealbata, Clitocybe rivulosa y otras

Diversos clitocibes de color blanco provocan tambien intoxicaciones como las indicadas al hablar de las inocibes.

Dadas las dificultades para diferenciar las especies, deben rechazarse todas las clitocibes de color blanco.

Se pueden encontrar en toda clase de bosques y tambien en prados y jardines.

Se pueden confundir con la Clitopilus prunulus, que tiene la carne quebradiza y las láminas rosadas, mientras que las clitocibes tienen la carne fibrosa y las làminas blancas.

Boletus satanas

Seta tomada popularmente por muy tóxica, como indica su nombre, no es de las setas más peligrosas. Su ingestión provoca trastornos gastrointestinales, con vómitos y diarreas, que se manifiestan poco despues de su consumo.

Sale en verano y en otoño en bosques de árboles de hoja caduca. No es muy abundante.

Una característica diferencial respecto dels "ceps o siurenys" comestibles es que, al cortarlo, su carne se vuelve azul. No todas las setas cuya carne se vuelve azulada al contacto con el aire son tóxicas, pero en caso de duda es mejor rechazarlas.

Lepiota helveola, Lepiota brunneo-incarnata y otras

El grupo de las Lepiotes incluye algunas especies que pueden resultar mortales (Lepiota helveola, Lepiota brunneo-incarnata).

Son setas no muy abundantes, que crecen preferentemente en bosques de árboles de hoja ancha y tambien en márgenes de caminos.

Todas son de tamaño pequeño. Por su aspecto se podrian confundir con las Macrolepiota procera, pero estas son mucho más grandes. Es recomendable rechazar todas las Lepiotes de tamaño pequeño a fin de evitar confusiones con las Lepiotes tòxicas.

Las intoxicaciones por consumo de Lepiotes son parecidas a las provocadas por la "farinera borda".

Galerina marginata

Es una seta bastante pequeña, crece sobre brancas muertas de pino.

Su consumo provoca intoxicaciones muy graves, parecidas a la de la "farinera borda". Su pequeño tamaño hace que normalmente no la coja nadie, de manera que no suelen darse casos de intoxicaciones debidas a su consumo.

Paxillus involutus

Consumida en crudo provoca intoxicaciones muy graves, a veces mortales.

A pesar de que hay quienes la consideran comestible despues de diversas cocciones, el consumo repetido de esta seta puede provocar reacciones de tipo alèrgico, que pueden ser muy graves. Por esto se recomienda rechazarlo.

Entoloma sinuatum

Provoca intoxicaciones graves, caracterizadas por trastornos gastro-intestinales.

Se la puede confundir con la clitocibe gris (Lepista nebularis); la diferencia más clara es que las láminas del "fals carlet" van adquiriendo un color rosado mientras que las del clitocibe gris son blancas. Se encuentra sobretodo en los alcornoques, en otoño.

Fuente: Generalitat de Cataluña: Dpto de Alimentacion